Baja producción de maíz, impide aprovechar Precios de Garantía

MIGUEL ÁNGEL SANTOS
OMETEPEC, GRO.

Una mínima parte del padrón de productores de maíz, se han acercado a comercializar sus cosechas en las bodegas de los Centros de Acopio de Segalmex, ubicadas en las cabeceras municipales de Igualapa, Ometepec y la comunidad de Barajillas, municipio de Cuajinicuilapa, las cuales empezaron a recibir las cosechas en el mes de enero. Ometepec es de los que menos productores se han acercado a comercializar sus cosechas de maíz, en cambio, la bodega de Barajillas es el Centro de Acopio donde más granos de maíz han comercializado.

Al día de ayer, la bodega del Centro de Acopio de Igualapa, tenía contabilizada un aproximado de 120 toneladas, que fueron entregadas por unos 50 productores. En cambio, la bodega de Ometepec sólo ha recibido 50 toneladas de maíz blanco de unos 28 productores.

La bodega que ha comprado un mayor volumen de maíz es la de Barajillas, que reportó 270 toneladas de 47 productores, y aunque es un volumen es alto, la participación de los productores sigue siendo baja.

Los responsables de cada bodega, reconocen que los resultados no son los que se esperaban, considerando las afectaciones climatológicas que sufrieron los campesinos, durante el ciclo agrícola pasado.

Por una parte, existe cierta apatía, desconfianza y falta de información en la gente del campo, hace falta más difusión, muchos tienen la idea de que el gobierno los va a obligar a que le vendan su cosecha, y eso no es así, cada productor es libre de vender su maíz a quien le plazca.

Otros productores sólo están aprovechando para registrarse, ya que tenían su cosecha comprometida: “Se registran para asegurarse para el próximo año, en donde se han dado cuenta que ahora sí es rentable sembrar maíz para comercializar, porque muchos no le ponen mucho interés, sus cosechas las ocupan para autoconsumo, y una mínima parte para comercializar, otros más se comprometen con los intermediarios de venderle la cosecha”, expresó Emmanuel Rómulo Vázquez, responsable de la bodega de Barajillas.

Por su parte Julio Ramírez, responsable de la bodega de Ometepec, explicó que hay cierta apatía de los productores: “Es necesario que empiecen a pensar como empresarios, que aprovechen el apoyo que les está brindando el gobierno federal, con el programa de Precios de Garantía, en donde la tonelada de la semilla la está pagando a 5 mil 610 pesos, además de que se le brindan de manera gratuita los costales que requiera y se le da un apoyo económico para el flete de la cosecha, sin contar que se le garantiza el pago de su cosecha dentro de la 72 horas de que sea recibido”.

_Muchos campesinos han expresado que son muchas las condiciones que piden los Centros de Acopio del gobierno federal, pues quieren el maíz limpio, libre de plaga y sin humedad, por lo que temen que sus cosechas sean rechazadas

_Es cierto, las reglas de operación son claras, y marcan los parámetros que deben tener la cosecha, y todo esto es nuevo para los campesinos, pero es necesario que empiecen a producir un mejor grano, para que lo puedan comercializar y obtener un mayor ingreso para sus familias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *